Investigadores de Cornell University han desarrollado CoAtNet, una aplicación de inteligencia artificial que puede adivinar contraseñas al escuchar el sonido de las teclas de un teclado de computadora. Durante rigurosas pruebas, el sistema logró un sorprendente 95% de éxito al descifrar la mayoría de los caracteres en cada pulsación.

La aplicación fue probada colocando un teléfono móvil a 20 centímetros de distancia de un teclado de computadora Apple, demostrando la capacidad de CoAtNet para interpretar con precisión los sonidos generados por las teclas. A pesar de este avance significativo, existen obstáculos a superar antes de su implementación generalizada en todos los ordenadores.

La diversidad en los mecanismos internos de los teclados de cada computadora presenta un desafío importante para la expansión de esta tecnología. Cada dispositivo tiene un sonido característico, y la identificación precisa se vuelve más compleja al considerar factores como el mecanismo de las teclas y la combinación con la tecla Shift.

Es crucial destacar que, aunque este avance representa un hito en el desarrollo de la inteligencia artificial, también plantea preocupaciones sobre posibles usos malintencionados. La capacidad de CoAtNet para adivinar contraseñas podría convertirse en una herramienta problemática si cae en manos equivocadas.

Este hecho subraya la urgente necesidad de abordar y regular de manera efectiva el uso de la inteligencia artificial, especialmente en áreas que podrían comprometer la seguridad y la privacidad.

Consejos para proteger tus contraseñas

  1. Complejidad es la Clave: Opta por contraseñas robustas que combinen letras, números y caracteres especiales. Evita utilizar información personal fácilmente accesible, como nombres o fechas de nacimiento.
  2. Actualización Periódica: Cambia tus contraseñas periódicamente, especialmente si has compartido acceso a cuentas o si has tenido alguna sospecha de actividad no autorizada. Esto añade una capa adicional de seguridad.
  3. Autenticación de Dos Factores (2FA): Habilita la autenticación de dos factores siempre que sea posible. Esta medida de seguridad adicional requiere un segundo paso de verificación, como un código enviado a tu teléfono móvil, además de la contraseña.